Orina

OrinaObservación: El uso terapéutico de la orina -en general la propia- se llama orinoterapia o uroterapia. La eficacia queda discutida con polémica.

Biología:

La orina es un producto excrementado por los vertebrados.

La que se usa por fines terapéuticos, suele ser la humana, en la mayoría de los casos la propia.

Bioquímica:

La composición de la orina varía con la especie; por ejemplo la de las aves tiene más ácido úrico y menos urea que la de los mamíferos; también varía según la alimentación.

Composición de la orina humana: agua, urea, ácido úrico, sales.

Propiedades e indicaciones:

En uso externo, la orina se emplea para desinfectar, por ejemplo en heridas y alteraciones en la piel, la orina no es suficiente concentrada para tener ese efecto, hace falta dejarla secar en el lugar para que esté más concentrada.

Los seguidores de la orinoterapia dicen que el beber orina estimula el sistema inmunitario y le prescriben otras propiedades más que todas quedan discutidas.

Lo que queda sin debate es que la orina con la temperatura corporal puede calentar los pies fríos, así alguna gente en la nieve se ha salvado los pies.

Al beber la orina, uno puede superar su asco hacia las excreciones del cuerpo y desarrollar una relación más natural con el cuerpo propio.

Si alguien bebe algo de su orina de forma regular, puede sentir los cambios de sabor y tomarlos por indicadores del régimen de alimentación.

En algún caso se puede aprovechar algo bebiendo la orina de otra persona con otro régimen nutricional, puede tener los minerales que a uno le faltan (igual que en invierno los renos caminan kilómetros por orina humana en la nieve porque tiene sales que les faltan), también en el caso con una persona (o un reno) que ha tomado falsa oronja y da de beber su orina a otra persona.

Preparaciones y usos:

Se aplica, en general, la orina propia fresca, tanto en uso exterior como interior (beber).

Hay que mencionar su utilidad como abono en la horticultura y agricultura, abastece por ejemplo una buena cantidad de fósforo, así es bueno orinar sobre una compostera; también si alguien tiene ortigas en el jardín y las quiere fomentar, las puede abonar con orina; en la agricultura se usa mucho la orina del ganado, en primer lugar vacuno.

Contraindicaciones y advertencias:

En el uso interno pueden aparecer efectos secundarios como insomnio, fiebre, diarrea y otros, en ese caso conviene abandonar el tratamiento.

Personas con cierta medicación no deben beber su orina porque se ingerirían los productos que mediante la orina se eliminan.

Personas con exceso de ácido úrico y sus síntomas como gota, ciertas formas de artritis y reuma mejor no beben su orina porque tomarían el ácido úrico que tienen que eliminar.

En el caso de deshidratación es contraproducente beber su propia orina porque es demasiado concentrada, se puede destilar y después beber.

Como la mayoría de los efectos (sobre todo en uso interno) no están comprobados, conviene no confiar demasiado en esta terapia en casos serios si hay otra terapia prometedora al alcance, sin embargo, no hace daño siempre que no haya contraindicaciones.

Nombres en otros idiomas:

(gal., port., it.) urina, (eusk.) gernu, (fr., in.) urine, (al.) Urin, Harn, (ru.) моча

Enlaces externos:

La urinoterapia a base del Ayurveda (en inglés)

Artículo crítico que cuestiona la orinoterapia (en inglés)

¿Echar saliva u orina en una herida?

El uso de la orina en la antigua Roma

Leave a Reply