Acción amargante

Se llaman amargantes las drogas que se usan por su sabor amargo. Ésas estimulan las papilas gustativas para amargo. La consecuencia es una excreción de jugo gástrico y de saliva, además una acidez elevada del jugo gástrico.

Por eso, los amargantes estimulan el apetito y mejoran la digestión, es decir, son aperitivos y digestivos. Ayudan a digerir las proteínas y así fortalecen el organismo. Para la mejor acción precisa tomarlos media hora antes de comer. En el caso de demasiada acidez de estómago hay que ir con cuidado con estas drogas.

También se producen aguardientes y licores con drogas amargantes.

Se distinguen tres tipos de amargantes: los amargos puros (como la Centaura), los amargos mucilaginosos (como el Liquen de Islandia) y los amargos aromáticos (como el Ajenjo).

Drogas amargantes importantes son la raíz de Genciana, la hierba de Ajenjo, las hojas de Trébol de agua, la hierba de Marrubio, la hierba de Centaura menor, la hierba de Cardo bendito, la cáscara de Naranja amarga, la raíz de Colombo.

Además hay drogas que no son amargantes en el sentido estricto de la palabra porque por lo general se toman por otras propiedades pero que sin embargo son amargas y también pueden fomentar el apetito y la digestión, como Achicoria, Diente de león, Café y las hojas de Salvia. Así es bueno para la digestión tomarse un café media hora antes de una comida.

En general, nuestra comida tiene pocos principios amargos, sobre todo en las Lechugas se han quitado durante el proceso de criar variedades. Para la digestión es bueno consumir más verduras amargas como la Endibia, la Cerraja y el Diente de león.

Leave a Reply